DIY: Bolsa de Tela (multiuso)

Yo soy Doña Mochila, voy con mi mochila para todos lados. Tengo una mochila bastante grande que tiene 3 separaciones: una secreta para las cosas importantes, otra bien amplia para todo lo que haya que llevar, y la última más estilo bolsillo, para poner las cosas que se necesitan a mano, por ejemplo, MI BOLSA DE TELA.

Siempre tengo una bolsa de tela en la mochila, por las dudas, por si tengo que acarrear algo extra, que no quepa en la mochila, y no, por favor, no me den bolsas de plástico.

Hace años que se prohibió el uso de bolsas de plástico en China, pero en realidad lo que pasó fue que los supermercados dejaron de dar/regalar las benditas bolsas y ahora las venden, pero son las mismas, esas que contaminan. Algunos supermercados venden bolsas de material reciclado, y también tenemos algunas de ellas como por ejemplo las del supermercado Metro.

Desde que tengo uso de razón las bolsas de tela pululan a mi alrededor, antes, en mi casa del pueblo, las usábamos para el pan. Después siempre las llevaba por si tenía que llevar mis libros, o hacer la compra en el supermercado.

La última vez que visitamos Hong Kong, encontré en uno de los supermercados unas bolsas muy bonitas y las compré para regalárselas a una de mis amigas, que también las usa un montón.

Y ahora que finalmente, desempolvé la máquina de coser, me pude hacer una a medida, porque en general, las tiras de las bolsas me resultan cortas.

Solo se necesita un poco de tela e hilo de coser, no hace falta coser a máquina. En este caso usé restos de una loneta que había comprado para arreglar unos pantalones de BW, y para decorar le hice un par de guardas de viyella de verano.

En el molde se pueden leer las medidas, se necesitan dos piezas de 50 cm x 50 cm para la bolsa, y dos tiras de 80 cm de largo x 10 cm de ancho. Las guardas son optativas, en este caso son dos cortes de 10 cm.

Después de cortar las dos partes de la bolsa, el siguiente paso es hilvanar las guardas en la parte delantera. Luego hay que coserlas a máquina o a mano con una costura segura.

Cuando hayamos terminado con las guardas, hay que unir ambas partes y proceder a coser y sulfilar tal como se ve en la foto. Ambas costuras también pueden hacerse manualmente.

A continuación hay que coser el dobladillo de la “boca” de la bolsa, para luego poder coser las tiras.

Para asegurar las tiras, y que sean lo más resistente posible hay que hacer una costura cruzada.

Con las tiras puestas, la bolsa ya estaría lista para usar! Pero para darle un poco más de forma, se le puede hacer un fuelle. Es muy fácil de hacer. Simplemente hay que hacer una pequeña costura en los extremos internos de la bolsa, como se ve en la foto. 

Del lado derecho, el fuelle queda como en la foto, y le da esa linda terminación cuadrada en la base.

Es super fácil de hacer y se puede usar y volver a usar cientos de veces. Son un lindo regalo, o incluso un hermoso envoltorio de regalo. Dobladas no ocupan nada de lugar, y siempre nos sacan de apuros. Y como si fuera poco, quedan muy lindas como decoración.

Y por si alguien no puede o no tiene tiempo de hacerlas, las puede comprar y colaborar con una buena causa. Fabrics for Freedom  tiene unas bolsas muy bonitas que se llaman “Esta bolsa tiene tela” y lo recaudado se destina a la Fundación Navdanya que es presidida por la activista india Vandana Shiva quien ha dedicado su vida a la ayuda de las comunidades agrícolas indias.

http://www.fabricsforfreedom.com/esta-bolsa-tiene-tela/
Vandana Shiva